Descalcificador en Torres de refrigeración

Para evitar los focos de legionela en las torres de refrigeración y alargar la vida de las instalaciones, es necesario tener en cuenta tres aspectos fundamentales:
Incrustaciones calcáreas, la corrosión y el crecimiento bacteriano (legionela)

La principal preocupación a día de hoy es frenar la propagación del COVID-19, pero no hay que olvidar los depósitos de agua fría, instalaciones de agua caliente sanitaria y torres de refrigeración que durante el estado de alarma han estado paradas.

Incrustaciones calcáreas en torres de refrigeración

Reducen la trasmisión de calor en los intercambiadores  lo que conlleva un gasto elevado de energía, averías frecuentes, perdida de eficiencia térmica, fugas y una fuerte reducción en su vida útil.

El primer problema al que se enfrentan las torres de refrigeración de agua es el crecimiento biológico tanto de algas como de bacterias, así como la acumulación de minerales, conocido también como depósitos calcáreos o incrustaciones. La manera de solucionarlo en el pasado era mediante el uso de agentes químicos. Debido a la evaporación del agua en la torre, el agua resultante alcanza un nivel de concentración de químicos y contaminantes muy alto.

El consumo energético de todas estas instalaciones será el normal, cuando los elementos de transmisión térmica estén limpios de cal y podamos aprovechar el 100% de la energía consumida sin exceso de gasto.

Legionela 

La Legionela vive en aguas estancadas con un amplio rango de temperatura, preferiblemente superior a 35ºC. Su crecimiento, además, se ve favorecido por la presencia de materia orgánica.

La mayor fuente de contagio es el sistema de aguas de grandes edificios, hoteles y hospitales, humidificadoras, máquinas de rocío, spas y fuentes de agua termal. Los sistemas de aire acondicionado son también una fuente relevante de legionela.

Las incrustaciones bacterianas (bioincrustaciones) muestra efectos negativos similares a los de la incrustación de cal, pero con una conductividad aún menor que la del carbonato de calcio. Por lo tanto, es importante gestionar la calidad del agua tanto con respecto al contenido mineral como a los microorganismos.
Los brotes patógenos en los circuitos de agua de refrigeración son un problema común que lleva al riesgo de infección en las proximidades de la instalación de refrigeración. En 2004 se notificó un brote de Legionella en Pas-de-Calais, Francia,  donde se encontraron bacterias hasta a 6 km de una torre de enfriamiento, siendo ésta la fuente que originó el brote.

Como ejemplo de torre de refrigeración tratada con Aquasonic tenemos el Hospital General de Valencia

Antical Aquasonic en Torres de refrigeración 

Aquasonic mantiene su máxima eficiencia sin necesidad de productos químicos tales como anti-algas, anti-incrustantes u otros derivados, porque se eliminan algas y bacterias y se eliminan entre 1 o 2 mm mensuales de las incrustaciones calcáreas en las tuberías, mediante pulsos electromagnéticos que se emiten a baja frecuencia y se propagan a través del agua, consiguiendo transformar la forma insoluble de la cal (calcita) en aragonito, su forma no incrustante. De este modo, neutralizamos los problemas causados por la cal presente en el agua y desincrustamos la cal ya adherida a las instalaciones, sin mantenimiento.

Estará invirtiendo en una solución ecológica para sus instalaciones con el mejor descalcificador industrial.

El resultado excelente de Aquasonic en el tratamiento de algas y bacterias lo puede ver en el siguiente enlace. Resultado de Aquasonic en el tratamiento de algas y bacterias.

Ahorrará costosas reparaciones y sustituciones de piezas que deberá hacer por esas molestas incrustaciones de cal en maquinaria o tuberías, teniendo tan sólo que efectuar las revisiones ordinarias.

Se hace un menor uso en productos detergentes, anti-bactericidas y anti-algas. No son necesarias las periódicas limpiezas con ácido requeridas para eliminar la cal. Recude el número total de colonias de bacterias presentes en el agua sin necesidad de productos químicos.

Es de fácil instalación, no necesita mantenimiento, su consumo eléctrico es bajo. Es ecológico e inocuo para el ser humano y el medio ambiente.

La instalación de un descalcificador industrial en Torres de refrigeración es la solución a los problemas que la cal ocasiona en este tipo de instalación.

Pincha aquí para ver algunos de nuestros trabajos en instalaciones industriales.

No dudes en pedirnos presupuesto nuestro equipo técnico le hará un estudio sin compromiso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

ACEPTAR
Aviso de cookies